Acusan repartidores de aplicaciones extorsión por parte de Metrobús


• De abril a julio, se han registrado 42 repartidores lesionados y 6 muertos.

• Metrobús extorsiona a familia de motociclista lesionado para correr con gastos médicos a cambio del perdón.

• Repartidores exigen mayor control y regulación de ambulancias y clínicas “patito”

Ciudad de México, 29 de julio de 2020.-

El colectivo #NiUnRepartidorMenos exige justicia para sus compañeras Christian y Brenda, embestidas por la unidad 546 de la Línea 4 del Metrobús el pasado 27 de julio. Y hace un llamado al Sistema de Transporte Público Metrobús, a la empresa Conexión Centro Aeropuerto S. A. de C. V. y al Gobierno de la Ciudad de México a conducirse conforme a derecho y evitar tratos ventajosos como la extorsión contra sus familiares para que otorgaran un perdón legal a favor del conductor responsable a cambio de correr con los gastos médicos de Christian y Brenda.

Los hechos ocurrieron el pasado 27 de julio, alrededor de las 12:20 horas, cuando el operador de la unidad 546 de la Línea 4 del Metrobús que circulaba en contraflujo sobre Eje Central, salió del carril confinado sin precaución y embistió la motoneta en la que viajaban Christian y Brenda, ocasionándoles lesiones diversas y graves, incluyendo una fractura expuesta a Christian, así como lesiones a cuatro pasajeras y pasajeros del sistema de transporte público.
Pese a que el operador de Metrobús fue detenido en el lugar y remitido al Ministerio Público, los elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana permitieron que los ocupantes de la ambulancia privada con rótulos azules y la leyenda “SOPORTE VITAL EMERGENCIAS” extorsionaran a Christian y Brenda, exigiéndoles un cobro de 4 mil pesos a cambio de la atención médica de urgencia recibida. Asimismo, fueron elementos de la SSC quienes solicitaron a la ambulancia privada el traslado de los lesionados a la clínica “EDYBE” ubicada en la col. Moctezuma II sección.

Denunciamos también a las personas responsables de la clínica “EDYBE” quienes negaron la atención médica de urgencia bajo pretexto de otorgar un pago de $14 mil pesos en efectivo y se negaron a permitir la salida de Christian quien se encuentra grave y requiere cirugía.

Por último, hacemos explícito nuestro rechazo a la mala práctica de solicitar un perdón a “contrapago” de recibir atención médica y lo llamamos por su nombre: extorsión.

Esta extorsión (cambiar un “perdón” por la atención médica y reparación del daño) es una mala práctica común de las aseguradoras y contraria al Art. 93 del Código Penal Federal que dice “El perdón del ofendido o del legitimado para otorgarlo sólo podrá otorgarse cuando se hayan reparado la totalidad de los daños y perjuicios ocasionados por la comisión del delito” y es completamente inaceptable que este tipo de extorsiones provengan de la función pública, sobre todo, con una administración progresista que promueve los derechos.
Por lo anterior EXIGIMOS:

  1. A Metrobús, a Conexión Centro Aeropuerto SA de CV, al Gobierno de la Ciudad de México y a quien o quienes resulten responsables:
    a. la completa reparación del daño a Christian y Brenda, incluyendo de manera enunciativa mas no limitativa:
    i. la atención médica y rehabilitación consecuente;
    ii. el pago de los servicios brindados tanto por la ambulancia como por el hospital privados, puesto que fue decisión de los elementos de la SSC primeros respondientes;
    iii. la reparación total o en su defecto cambio de la motoneta;
    iv. indemnización equivalente a sus ganancias diarias promedio por el tiempo que no pueda trabajar.
    b. Castigo ejemplar al operador responsable.
    c. Sanción a quien o quienes permitieron o participaron en la extorsión a la familia de Christian, solicitándoles el perdón a cambio de atención médica.
  2. Al Gobierno de la Ciudad de México, la Secretaría de Salud local y otras dependencias:
    a. La urgente regulación, certificación y, en su caso, suspensión, de las ambulancias “privadas” o “patito” que se dedican a extorsionar ciudadanos lesionados.
    b. La urgente regulación de las clínicas y hospitales “privados” o “patito” como la clínica “EDYBE”, así como la clausura de este establecimiento por negar la atención médica de urgencias.
    c. El incremento presupuestal necesario para que el Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas (ERUM) pueda obtener más recursos que le permitan darse abasto en la atención de emergencias.
  3. A la Secretaría de Seguridad Ciudadana:
    a. Sanción ejemplar a los elementos que favorecieron las extorsiones tanto de la ambulancia “privada” como en la clínica “EDYBE”.
    Nos llamaron “héroes” y “heroínas” pero de abril a la fecha 42 repartidoras y repartidores han sufrido accidentes y seis han fallecido en las calles de nuestra ciudad sin que ninguna autoridad o empresa se pronuncie al respecto. Hemos tolerado la indolencia de las autoridades y de las empresas tecnológicas, hemos acatado el pago de impuestos aun sin recibir lo mínimo como seguridad social u otros derechos laborales.
    Nos declaramos en abierta confrontación contra las autoridades hasta que se cumplan el total de nuestras exigencias y extendemos una disculpa a la ciudadanía que pueda verse afectada por futuras acciones, les pedimos empatía y recordarles que #EnTuPedidoVaMiVida.
    No solicitamos otra mesa de diálogo, no buscamos llegar a acuerdos con las autoridades. Son exigencias y no descansaremos hasta que sean cumplidas.

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario